Resumen

Los problemas de rodilla pueden ser comunes mientras se juega. Soporta el peso de nuestro cuerpo y se utiliza mucho en el deporte. Lea nuestra guía para saber más sobre cómo prevenirlo.

La rodilla es la articulación más grande del cuerpo humano. Es lo que soporta el peso del cuerpo y esta es la razón por la que éste puede debilitarse o dañarse fácilmente por diferentes movimientos repetidos relacionados con determinados trabajos o deportes.

Esenciales para nuestra movilidad y estabilidad, las rodillas se utilizan mucho en el deporte. Debido a esto, suelen sufrir dolores musculoesqueléticos que limitan su movilidad…

‍ ‍

1. El deporte: fuente de problemas de rodilla

Problemas deportivos y de rodilla.

Las rodillas suelen ser maltratadas por deportistas o deportistas de alto nivel. Están sujetos a golpes y múltiples contactos provocados por muchos deportes. De hecho, un tercio de las lesiones deportivas afectan a las rodillas. Entre las lesiones más comunes se encuentran esguinces, tendinitis, desgarros de menisco (cartílago), compresión del nervio que baja por el costado de la pantorrilla (nervio ciático)… Sin embargo, son el síndrome de la banda iliotibial, el síndrome de dolor femorrotuliano y la bursitis de rodilla las que más se presentan. A menudo se diagnostica en deportistas. 

‍ SÍNDROME DE LA BANDA ILIOTIBIAL Este síndrome es causado a largo plazo por flexiones y extensiones repetidas de la rodilla. Afecta principalmente a corredores de larga distancia (del 4 al 7% de los afectados), excursionistas y ciclistas. Se caracteriza por el roce repetido de dos estructuras de la rodilla: la banda fibrosa de la parte exterior del muslo (banda iliotibial) y el fémur (hueso del muslo).  

‍ ‍ SÍNDROME DE DOLOR PATELLOFEMURAL Se cree que alrededor de una cuarta parte de los deportistas padecen o han padecido anteriormente esta enfermedad. Presenta irritación en el cartílago de la rodilla entre el fémur y la rótula. Aparece cuando se abusa de la articulación o cuando se realizan actividades que requieren saltos habituales (baloncesto, voleibol, baile, aeróbic…)  

‍ ‍ BURSITIS DE RODILLA Es una inflamación o engrosamiento de una de las 11 bolsas sinoviales que forman cada rodilla (una especie de pequeña almohadilla llena de líquido que reduce el roce entre los huesos, tendones y músculos de la rodilla). Esto puede tener su origen en caídas repetidas de rodillas (voleibol, lucha libre, judo, carrera…).

2. Prevenir estos problemas

Prevenir problemas de rodilla

Está claro que la práctica de deporte intensivo puede provocar numerosos problemas de rodilla que muchas veces son largos y difíciles de curar y que interfieren en el día a día. Ciertos factores pueden aumentar la probabilidad de estos problemas: tener mucho sobrepeso, tener una mala marcha o técnica de carrera, una bicicleta no adecuada a la talla del ciclista… Existen varias formas de prevenir la aparición de problemas de rodilla:  

  • ‍ evita el sobrepeso : ¡cuanto más peso tengan que soportar tus rodillas, más sufrirán! Si tienes sobrepeso y quieres hacer deporte para adelgazar, elige actividades en las que no tengas que cargar tu peso, como el ciclismo y la natación.
  • No aumentes repentinamente la intensidad de un deporte que exige mucho a las rodillas. En su lugar, aumente gradualmente su ejercicio para que su cuerpo pueda adaptarse y fortalecerse.
  • Utilice un entrenador profesional si practica un deporte por primera vez para que le muestre cómo practicarlo correctamente para evitar lesiones.
  • Invierte en calzado adecuado a tu deporte y a la forma de tu pie. ¡Esto es esencial para preservar tus articulaciones!
  • Ajusta correctamente la altura de tu sillín si eres ciclista.
  • use una rodillera si es propenso a sufrir dolor de rodilla
  • Si corres regularmente, elige superficies planas en lugar de terrenos montañosos.
  • Utilice bastones para caminar, ya que esto ejercerá menos tensión sobre las rodillas.
  • Estírate adecuadamente después de cada sesión
  • Consulte a un médico si siente algún dolor persistente.

Por último, si sufres problemas de rodilla y quieres hacer deporte, elige la natación o la bicicleta ya que ejercen menos impacto en tus articulaciones. Por supuesto, consulte primero a su médico.

Acciones:
Mostrar comentarios (0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *